cambiar bombilla coche

Quedarse a oscuras en carretera supone un auténtico peligro. Por esto, saber cómo cambiar las bombillas del coche es algo fundamental. Debemos ir siempre preparados con el repuesto correspondiente para solventar cualquier imprevisto. Así, sea cual sea la situación podremos salir airosos, evitar la multa y no correr ningún peligro. Si quieres saber cómo cambiar las bombillas del coche, te explicamos la manera

Cambiar las bombillas del interior coche

Si bien puede llegar a ser algo secundario, las bombillas interiores del coche nos ayudan a manejar situaciones complicadas. Encontrar la cartera en un peaje, permitir leer un mapa al copiloto o permitir la identificación en un control policial son algunas de las funciones que realizan las bombillas interiores y que nos ayudarán frente a situaciones que pueden surgir durante la conducción.

Por este motivo, llevar un repuesto en la guantera será siempre de gran ayuda. Las bombillas interiores de los coches suelen tener un tamaño reducido y no ocupan mucho lugar. Así, un pequeño rincón en la guantera o el maletero será más que suficiente.

Para cambiar las bombillas interiores del coche, solamente debemos localizar el lugar donde se encuentran. Generalmente, esto es encima de la palanca de cambios entre los dos ocupantes de la parte delantera. Allí, protegidas por una pantalla plástica que se retira fácilmente estarán las bombillas. Con el coche apagado y el contacto desconectado, retiramos las bombillas fundidas. Posteriormente colocamos las bombillas en buenas condiciones y volver a situar la tapa protectora de plástico. Encendemos el coche y comprobamos que todo funciona correctamente.

Cambiar las bombillas de los faros exteriores del coche

La luz de los faros exteriores es algo diferente. En este caso, si contamos con alguna de ellas en mal estado, no sólo corremos peligro nosotros. También estamos poniendo en peligro a otros vehículos o peatones con los que nos crucemos. Por esta razón, tener los faros en mal estado conlleva multas de hasta 200 euros.

Para evitar este tipo de situaciones, es recomendable llevar siempre alguna bombilla en el maletero, bien protegida, y, en caso de que se estropee o rompa alguna luz de nuestros faros o intermitentes podremos sustituirla sin problemas. Debemos prestar atención ya que las luces de nuestro vehículo no son todas iguales. Los faros delanteros se diferencian de los faros traseros, de las luces de cruce y de los intermitentes. Por ello, es conveniente comprobar en el manual de uso los distintos tipos de bombilla para cada luminaria y llevar varios recambios con nosotros.

Por último, lo más aconsejable para cambiar la bombilla del coche es consultar el manual de instrucciones. Cambiar bombillas de un Ford Focus, un Peugeot 206, un Renault Megane, un Golf IV, un Citroen Xsara o cualquier otro modelo es muy diferente dependiendo del fabricante y el modelo. Por ello, aunque la mayoría son fácilmente accesibles levantando el capó del coche, cada uno tiene su particularidad y deberemos asegurarnos con las indicaciones del fabricante. De esta forma, no cometeremos ningún error que pueda ocasionarnos un problema aún mayor en nuestro vehículo.

1 estrella2 estrellas3 estrellas4 estrellas5 estrellas (1 votos, promedio: 5,00 de 5)
Cargando…

Encuentra gratis personas de confianza cerca de ti

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *