CÓMO CALENTAR UNA CASA MUY FRIA

Poco a poco el invierno se va acercando, las temperaturas cada vez son más bajas y nuestras casas van perdiendo temperatura. En consecuencia, empezamos a necesitar que la calefacción esté encendida durante más horas y, por lo tanto, las facturas del gas, gasóleo y la electricidad suben sin parar.

En Multihelpers sabemos que un buen aislamiento térmico puede llegar a suponer un gran ahorro, tanto energético como económico, en tu vivienda. Por ello, con este post, queremos proporcionarte unos pequeños consejos sobre los mejores materiales para aislar térmicamente vuestro hogar, y que así recortar en calefacción no suponga pasar frío en casa.   

¿Quieres recibir descuentos en servicios de manitas y limpieza?

Signup now and receive an email once I publish new content.

I will never give away, trade or sell your email address. You can unsubscribe at any time.

Alfombras

Normalmente, quien se plantea adquirir una alfombra basará su elección en la belleza, material o forma de anudado de ésta. Muy pocas serán las personas que tengan en cuenta la capacidad aislante de una alfombra a la hora de comprarla.

Comprar una alfombra con gran densidad es sinónimo de tener un gran aislante térmico para nuestro hogar. Cuanto más densa sea la alfombra, más fibras tendrá en menos espacio y, en consecuencia, el aislamiento térmico será mayor y más efectivo.

lana mineral insuflada

Además de la densidad, debemos tener en cuenta el material de la alfombra. La lana anudada es tan eficaz como aislante térmico que se han creado materiales sintéticos imitando esta propiedad.

Una vez que tengas elegida la alfombra te preguntarás cómo y dónde colocarla para que la capacidad de aislar térmicamente sea la mayor posible. Una opción que nunca falla es colocarla sobre el suelo de la habitación, evitando el desagradable contacto contra el suelo frío por las mañanas. Sin embargo, otra opción, es colocar la alfombra a modo de tapiz, en posición vertical. Esta forma es una solución bonita, aislante y ecoeficiente para los muros exteriores, los cuales poseen poco aislante térmico.

Ahora que ya lo sabes, si estás planteándote comprar una alfombra, que no se te olvide que también puede ser un gran aislante térmico que te permita obtener un gran ahorro energético y económico.

Burletes y bajo puertas.

Tanto los burletes como los bajo puertas son elementos ideales para aislar térmicamente el hogar. Los burletes, de distintos materiales y características, para puertas y ventanas abatibles y correderas se incorporan al hueco de la ventana o puerta que quieras cubrir. Ya sean de espuma, caucho, silicona o cepillo, todos cumplen de forma efectiva su función de aislamiento. Por otro lado, los bajo puertas cubren el hueco que hay entre suelo y la puerta.  

lana mineral insuflada

Los burletes y bajo puertas son una solución rápida y económica para mejorar el aislamiento de ventanas y puertas. Se ha constatado que colocar estos materiales en las holguras de puertas y ventanas para evitar filtraciones y mejorar el aislamiento puede proporcionar hasta un 30% de ahorro energético. Además, la instalación es muy sencilla. Salvo los burletes basculantes, que van atornillados a las puertas, todos los demás tipos son autoadhesivos.

Burletes, bajo puertas y alfombras son aislantes térmicos que, lógicamente, no requieren realizar una reforma integral. Sin embargo, si tienes que emprender una reforma en casa y quieres aislarla para mejorar el confort térmico, también, en este post, queremos darte unos consejos para elegir el mejor aislante térmico para tu casa.

Aislante reflectivo multicapa.

Probablemente no sabrás que este material fue desarrollado por la NASA para naves espaciales y satélites. Es considerado por profesionales como el mejor aislamiento térmico, tanto contra el frío como contra el calor. El aislante reflectivo multicapa se puede instalar en fachadas, techos, cubiertas y suelos. También puede funcionar como aislante térmico para ventanas. 

aislar termicamente

Este tipo de aislante tiene multitud de ventajas. Entre ellas se encuentran su poco espesor y la consecuente ganancia de espacio en una vivienda, la flexibilidad (se adapta a todas las esquinas y encuentros), su facilidad de manipulación y que no les afecta la humedad. En definitiva, el aislante reflectivo multicapa es ideal para utilizar en rehabilitaciones y reformas.

Poliestireno expandido y extruido

Este material, más conocido como corcho blanco, destaca por su uso como aislante térmico. Es un aislante muy ligero, muy fácil de transportar e instalar. Por otra parte, evita la aparición de hongos y bacterias, se pueden reciclar de forma sencilla y son materiales muy duraderos.

Sin embargo, muchos profesionales afirman que al absorber la humedad, el material pierde eficacia. A su vez, no es un material ignífugo, por lo que no protege contra el fuego.

Por otro lado, el poliestireno extruido, pese a tener una composición prácticamente idéntica a la del expandido, tiene mayor resistencia térmica, es más rígido y menos flexible.

Poliuretano proyectado.

También conocido como espuma de poliuretano, es un aislante térmico que se utiliza en la construcción. Al ser proyectado en forma de espuma, permite que todos los agujeros y lugares de difícil acceso queden completamente cubiertos y aislados.

En relación con la resistencia al agua, la espuma de poliuretano proyectado tiene propiedades de  impermeabilidad, ya que permite la transpiración de los cerramientos, la exposición a la humedad no le suele afectar y dificulta la aparición de bacterias u hongos.

Sin embargo, el poliuretano proyectado tiene inconvenientes. Al ser un material combustible y difícilmente instalable, está empezando a ser cada vez menos usado a la hora de realizar tareas de aislamiento térmico de las viviendas.

Lana de vidrio y lana de roca.

Estos materiales, 100% reciclables, son muy comúnmente utilizados para llevar a cabo el aislamiento térmico en todo tipo de edificios y viviendas.

Al contrario que los materiales anteriormente mencionados, las lanas, tanto la de vidrio como la de roca, poseen la propiedad de resistencia al fuego.

Entre ambas lanas se diferencian en que, mientras la lana de vidrio es imputrescible, la lana de roca a veces se puede ver afectada por la aparición de moho, hongos u otras bacterias.

Igualmente, cabe tener en cuenta que ha habido situaciones, aunque no habituales, en las que ha producido irritaciones en la piel, alergias u otros problemas relacionados con la salud. A su vez, la lana de roca conlleva una pérdida significativa de superficie habitable.

¿Has notado un incremento en tus facturas? ¿Estás pensando llevar a cabo una reforma y quieres aprovechar para aislar térmicamente tu vivienda? Aprovecha nuestros consejos para aislar tu casa y verás como comienzas a ahorrar. Y si conoces otros aislantes térmicos más efectivos, háznoslo saber a través de los comentarios. ¡Aísla tu casa y ahorrarás!

1 estrella2 estrellas3 estrellas4 estrellas5 estrellas (3 votos, promedio: 5,00 de 5)
Cargando…

Tu casa en las mejores manitas