Ahorro en el hogar

Ahorrar en nuestro domicilio es más fácil de lo que pensábamos. Cuando llega final de mes y vemos todas las facturas que tenemos pendientes de pago queremos reducir los gastos lo máximo posible. Puedes seguir estos consejos para mejorar tu economía doméstica:

  • Revisa la factura de electricidad, la potencia contratada y los precios del mercado. Haz una comparativa entre las compañías de tu zona para obtener los precios más competitivos. En cuanto a la potencia, contacta con un técnico para que te indique la potencia exacta que debes poner en tu domicilio. 
  • Utiliza la luz exterior, aprovecha las horas de sol para no tener las luces encendidas, y por supuesto, apagalas según vayas saliendo de las habitaciones. ¿Cuántas veces dejamos las luces encendidas? Si no te encuentras en la habitación dejar la luz encendida supondrá un gasto energético.
  • Lava la ropa con agua fría y siempre con la carga completa, supondrá un ahorro importante. 
  • Utiliza microondas y evita el horno. Cuando utilices el horno intenta no abrirlo en exceso. 
  • Cierra el grifo mientras te duchas, si estás lavándote el cabello no es necesario que dejes correr el agua. Lo mismo sucede cuando friegas los platos, no dejes el grifo abierto. 
  • Plancha con menos frecuencia y evita utilizar la secadora, consume gran cantidad de energía. 
  • Desenchufa todos los aparatos que no utilices, compra una regleta multicontactos que contenga el botón de encendido y apagado. 
  • Acude a la compra con la lista ya preparada. Tenemos la costumbre de ir al supermercado y coger lo primero que vemos. Si realizamos una lista de la compra con las comidas de la semana no compraremos cosas de más.

    Ahorro en tu hogar
    A closeup shot of a person thinking of buying or selling a house
  • Compra por internet, evitarás caer en tentaciones y encontrarás secciones con ofertas. 
  • Revisa tu tarifa de teléfono móvil y ADSL, continuamente están sacando ofertas, seguro que encontrarás una más económica a la actual. 
  • Organiza tus vacaciones con antelación, será más económico que sacar todo a última hora. 
  • Haz una lista con todos tus gastos del mes anterior y los gastos diarios, te ayudará a organizarte y a reducir en aquellas cosas que son menos necesarias. 
  • Utiliza bombillas LED, son más caras que las tradicionales pero suponen un importante ahorro energético. 
  • Evita las tarjetas de crédito, no somos conscientes de lo que podemos gastar. 
  • Utiliza energías renovables en tu vivienda, energía fotovoltaica y térmica. Supondrán un importante ahorro energético y económico. 
  • Planifica los gastos fijos anuales como el seguro del coche. Podrás dividirlo en varias cuotas o ahorrar para no tener un gasto muy elevado en los meses pico. 
  • Vende la ropa que no utilices. Toca cambio de armario y hacemos limpieza de la ropa que no utilizamos. No lo tires, descárgate aplicaciones de venta de ropa. 
  • Dale una segunda vida a los productos, hay muchos que podrás reutilizar.
  • Compra electrodomésticos de bajo consumo. Se recomienda comprar electrodomésticos que contengan la etiqueta energética A, son los que menos consumen y además contribuyes con el medioambiente. Ten en cuenta que el frigorífico es de los electrodomésticos que más energía consume y aparecerá reflejado en tu factura.

Tu casa en las mejores manitas